Día del niño.

Todavía en los festejos de las criaturitas... que iniciaron desde el sábado pasado y propongo se alarguen hasta el domingo próximo, por lo menos...

Y que llega Chemita, entre mis otros 19 alumnitos, todos vestidos de vaqueros para la fiesta temática, bien padre todo... yo ya saben, envidiosismo en pleno, me tocó organizar el puesto de la pesca en la kermesse, todo padre, pecesitos de madera con cañas de pescar con ganchitos, otros pecesitos de colores con imán, varias tinajas, dos para solo mis niños, dos para el resto de la escuela... si, me vale... los míos son los chiquititos y los consiento, alguna queja?

Y ya, pues que luego de horas de sol nos subimos al salón al almuerzo, cada grupo hizo de comer lo que quiso, a mi me pareció que invertirle tantito y darles una pieza de pollo, papas, molito, pan, aguita de sabor, refresco, salchichas para el que no guste de pollo... vamos, es su día no? que coman rico!!

Se les sirve a todos y veo que Chemita mira todos los platos de la mesa... yo pensando, a Chema no le gusta el pollo, le ofrezco salchichas... y me gana, se levanta de la mesa con su plato servido, ojos rebozados de lagrimitas y me dice en secretito:

-Miss, este plato es mío?
-Si mi amor, es el tuyo, quieres que te lo cambie?
-No miss, osea, todo lo del plato es para mi?
-Si mi amor, pero si no te gusta te puedo dar otra cosa.
-No miss, si me gusta el pollo. Osea que no tengo que compartirlo con nadie?

Y ya valí...
Los ojitos rebozados eran los míos... Mi alunmito más enano estaba sorprendido de poder comer TODA una pieza de pollo él solito. Por supuesto que le ofrecí más si quería y coloqué el platón de las papas rancheras justo frente a él para que tomara las que quisiera, y así lo hizo, y fui al salón de su hermano a verificar que también tuviera suficiente comida en su plato y que su maestra hubiera calculado platos de más por si le quedaba hambre.

Aún hoy, en la escuelita piquismiquis donde estoy, hay niños con hambre. No es un desconocido en áfrica, es uno en MI cancha. Y no. Me cae que si me alcanza para que mis hijos no pasen hambre y para compartir con los que me llegan sin desayuno.

Hoy en el día del niño, que no les lleguen juguetes a todos, que les llegue un plato lleno a cada uno.

Besos a quienes comparten.
Nada para el resto.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Piedrita

Somos hombres o payasos?

Pasión