La gente si cambia

Lo conocí hace 17 años, su encantadora forma de hablar, la  caballerosidad que le brotaba de los poros, las palabras más finas y formas sutiles para decir cualquier cosa eran su sello personal.
Y digo Eran porque  ayer que me llamó, como dice la Sra. Viky, ¡Crucifijodelcristosangrante! que forma tan grosera de responder 2 preguntitas que en ese momento me parecieron justas!! Que forma de tratar a la gente!! Con quién crees que tratas menso?!?!?!
(A censurar a la prensa, éste pizarrón es libre)

En fin... yo no soy la que lo tiene que soportar a diario, seguro necesita algo de amor.

Besos (y miren que generosa, jajaja) a los ogros gruñones que, aunque guapos, no saben cómo tratar lindo a una mujer.
El resto, búsquense un gruñón y acomódenle un besote, a ver si se les baja lo groseros.

Les dejo unos dragoncitos enamorados, para que vean que hasta cuando quieres sacar fuego por la bocota, se puede hacer de forma amable.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Piedrita

Pasión

Ajuma juma nuca nuca apa uapa