jueves, 26 de noviembre de 2009

Otro tantito

Hay que crecer otro tantito.
Una buena parte de vivir completo es sentir, sentimientos hay un montón, cada quien son sus intensidades y motivos, con sus reacciones y sus formas de duelo.
Lo que sigo sin entender, y seguramente algún día cuando crezca otro poco lo haré, es la existencia de personas que pueden quedarse así tan sin reacción, tan en la palabra sin acción, tan sin nada, tan vacíos, tan sin lucha.
Yo siempre he sido de hacer muchas cosas, quedarme con una mano sobre otra no es lo mío, hago y deshago lo que haga falta por lo que quiero, por quienes quiero. Encontrarme con personas que solo estan ahí, por estar, esperando que les sucedan las cosas, que otros decidan estar a su alrededor y ellos solo se dejen llevar, que los demás hagan y decidan por ellos, aceptando el resultado de otros... que frustrante...
No puedo seguir acompañándome de esas personas, quiero compañía proactiva, que sepa lo que quiere, a quién quiere a su lado, y que si no sabe (porque todos en esta vida sabemos casi nada), haga todos los intentos por ser, estar, lograr, y tener lo que claramente quiere.
No más tibios cerca!!! No más!!! Si eres tibio y quieres estar cerca, que se te quite!! pero de yaa!!! Que en éste momento de crecer hubo que decidir que no se puede negociar todo, porque sencillamente no tengo fuerzas ni tiempo para estar apostando a lo idiota.

Amén.

No hay comentarios:

Espectativa

De lo que tienes a lo que quieres. De lo que puedes a lo que sueñas... Hay tantas formas de defraudarte como segundos en un sueño. Mantene...